Utilizamos cookies propias y de terceros  para poder informarle sobre nuestros servicios, mejorar y conocer sus hábitos de navegaciónSi acepta este aviso, continúa navegando o permanece en la web, consideraremos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Politica de Cookies

  • Phone: Atención telefónica 24 horas para nuestros pacientes. Llámenos al 
  • Mail: Escríbanos
  • Facebook

Capacitación Espermática

Capacitación Espermática

Es el cambio que deben experimentar los espermatozoides para adquirir la capacidad de fecundar al óvulo. De forma natural se consigue cuando el eyaculado atraviesa el cérvix y entra en la cavidad uterina. De forma artificial se logra en el laboratorio mediante distintas técnicas como el swim-up o los gradientes de densidad en las que además, se seleccionan los espermatozoides con mejor capacidad de fecundación del líquido seminal para realizar posteriormente la inseminación intrauterina o fecundación in vitro. Estas técnicas permiten también analizar el recuento de espermatozoides móviles (REM) que servirá para decidir el tratamiento más adecuado para la pareja. En pacientes infecciosos (hepatitis, SIDA…), el semen procesado queda lavado y sin gérmenes, pudiendo ser usado sin riesgo en sus respectivas parejas.

FRAGMENTACIÓN DEL ADN ESPERMÁTICO

La fragmentación del ADN espermático hace referencia a roturas o lesiones en el material genético del espermatozoide. Los niveles de fragmentación pueden variar de un eyaculado a otro en un mismo varón, pero cuanto más alterado se encuentre a la hora de utilizarlo con fin reproductivo, existirá una menor posibilidad de conseguir embarazo y recién nacido sano a término. El seminograma valora otros parámetros de la muestra de semen como la concentración de espermatozoides, la movilidad de éstos o la morfología, pero no tiene en cuenta la integridad del ADN, por lo que son necesarias pruebas adicionales.

Las causas que provocan fragmentación del DNA espermático pueden ser intrínsecas (selección ineficiente o maduración incorrecta de los espermatozoides presentes en el eyaculado) o extrínsecas (radio-quimioterapia, varicocele, fiebre y temperatura elevada, enfermedad inflamatoria y estrés oxidativo postesticular). Los ovocitos de buena calidad pueden reparar el daño del ADN del espermatozoide que lo ha fecundado, pero eso no siempre es posible, por lo que en algunos casos es importante realizar el diagnóstico para poder ofrecer un tratamiento alternativo. Los antioxidantes pueden reducir significativamente los niveles de fragmentación del ADN y el uso de espermatozoides procedentes de testículo también reduce el grado de fragmentación respecto a los de eyaculado, sobre todo cuando el daño del ADN es inducido por por factores tóxicos o altas temperaturas. El laboratorio de andrología dispone de distintas técnicas para poder seleccionar espermatozoides sin ADN fragmentado y mejorar los resultados de reproducción asistida.

El test de fragmentación del ADN espermático podría estar recomendado en los siguientes casos:

  • Infertilidad de causa desconocida (idiopática)
  • Tras fallos repetidos en técnicas de reproducción asistida.
  • Casos donde se ha observado una mala calidad embrionaria.
  • Pacientes que han sufrido abortos de repetición.
  • Varicocele
  • Casos de congelación de semen (se comprueba que la muestra congelada tenga unos niveles de fragmentación aceptables).
  • Episodio febril en los últimos 3 meses.
  • Episodio febril ó proceso inflamatorio generalizado en los últimos meses

MACS (Columnas de anexina)

La técnica de las columnas de anexina, también llamada MACS (Magnetic Activated Cell Sorting), es un método eficiente y no invasivo que selecciona espermatozoides para posteriormente realizar técnicas de reproducción asistida, permitiendo conseguir muestras de espermatozoides altamente purificadas y con baja fragmentación de su ADN que mejorarían la tasa de fecundación, la calidad embrionaria y la posibilidad de embarazo. Se basa en el principio de que los espermatozoides con DNA fragmentado y baja capacidad fecundante se unen a la anexina V. Tras marcar estos espermatozoides con anexina V acoplada a pequeñas esferas metálicas y pasar la muestra seminal por un campo magnético, recogemos los espermatozoides mejores sin DNA fragmentado porque los marcados permanecen unidos a las columnas magnetizadas

La aplicación de esta técnica está indicada en paciente con:

  • Porcentaje aumentado de espermatozoides con el ADN fragmentado
  • FISH alterada
  • Baja tasa de fecundación embrionaria
  • Baja calidad embrionaria
  • Esterilidad de origen desconocido
  • Uso de muestras congeladas
  • Factor seminal grave
  • Pacientes que han realizado tratamientos de quimioterapia o radioterapia
  • Cuando se considere idónea según el historial propio de la pareja.

Contacto

Home C/ Emir nº 1, Local 1, Residencial Parque Lagos. 18006 - Granada (En carretera de Armilla)

Phone Facebook

Mail info@avantiafertilidad.com

¿Prefiere que le llamemos nosotros?